SOBRE ANCLA Y ESPERANZA

La vida cristiana no es exactamente tal y como muchos la presentan. Muchos se imaginan la vida cristiana como una vida: Santa (pero te encuentras viviendo una vida negligente de disciplinas espirituales), fuerte (pero en tiempos de quietud comienzas a buscar en Instagram pensamientos que te den esperanza a través del día) y de relaciones alegres (pero la realidad es que te sientes sola e incomprendida incluso por los que conoces en Facebook). Tu vida real es ocupada, distraída y aislada. Tus días pasan inviertiendo en tu matrimonio, hijos, cuidado del hogar, trabajo y buscando un respiro entre tiempo y tiempo. Al final de cada día te sientes agotada y sintiéndote como que has fallado en tu rol. Tu deseo es ir más despacio, invertir en relaciones que valgan la pena y desarrollar una relación íntima con el Señor. Sin embargo, no sabes cómo empezar. No estás sola. Yo he estado ahí. Y quiero decirte algo. Vivir para Dios es posible porque el secreto no es hacer mucho, sino tener presente quién es tu ancla y dónde está tu esperanza. A través de mi blog Ancla y Esperanza podrás recordar el gozo, propósito, contentamiento y plenitud que podemos tener en Cristo no importando las circunstancias.

ARTÍCULOS RECIENTES

CONOCE SOBRE

Blog

Artículos que nos ayudan a mirar y refugiarnos en Cristo

Ver más

Matrimonio Cristiano

Curso sobre Matrimonio Cristiano completamente Gratis.

Inscríbete

Cómo Calmar la Ansiedad

Estudio Bíblico de 5 días gratuito

Conoce Más