Ya compré los regalos para el día del amor. Fue muy sencillo. Fui a la tienda y escogí el regalo más apropiado para cada miembro de mi familia. Ahora solo queda esperar a que llegue el 14 de febrero para ver sus reacciones del amor demostrado a través de esos obsequios.

Sin embargo, mientras tradicionalmente celebramos el día de San Valentín de la manera más amistosa y romántica que podemos, olvidamos un asunto importante. Según la tradición cuenta, Valentín fue un sacerdote que fue encarcelado, maltratado y finalmente decapitado por negarse a renunciar a su fe.

El mantenerse firme en la fe es una demostración de tu amor a Dios.

1 Corintios 16:13 nos dice: “Estén alerta. Permanezcan firmes en la fe. Sean valientes. Sean fuertes”.

A través de este pasaje Pablo nos muestra 4 formas de demostrar nuestro amor por Dios.

  1. Estando alerta: es el permanecer constantemente en vela.
  2. Permaneciendo firme en la fe: es el mantenerse en la doctrina del Evangelio.
  3. Siendo valientes: es el no portarse cobardemente como niños.
  4. Siendo fuertes: esto nos recuerda a Josué 1. Tal como dice Matthew Henry en su comentario: “Es como si dijese: «Mostrad que sois hombres en el esfuerzo que hacéis por manteneros firmes», contando siempre con que nuestra fuerza nos viene del Señor”.

¿Cuán lejos llegarías para demostrar tu amor por Dios?